Cómo proteger a las plantas de las heladas

Publicado el 1 de diciembre de 2016

Proteger a las plantas de las heladas

Hay regiones en las que, tras una cruda noche invernal, a la mañana siguiente el suelo amanece lleno de escarcha y duro como si fuese una piedra. Si no se ponen los medios adecuados, lo más probable es que tras una prueba así la mayoría de las plantas del jardín se pierdan víctimas del hielo. Con un poco de atención se pueden evitar muchos desastres.

¿Qué efectos produce el hielo en las plantas?

El signo más característico de que una planta está helada es el ennegrecimiento de sus hojas y tallos. El hielo quema literalmente estos órganos y les impide volver a ejercer sus funciones con normalidad. Pero el daño más importante que producen las heladas no está ahí, pues tanto las hojas como las ramas pueden volver a retoñar en la primavera; lo verdaderamente grave es que se hielen las raíces, pues si esto sucede se habrá perdido la planta irremisiblemente.

Es este último punto, es decir, la helada del sistema radicular, lo que tenemos que evitar por todos los medios.

¿Qué hacer ante el hielo?

Si disponemos de una terraza acristalada lo mejor es separar lo más posible las plantas del cristal, por ejemplo, colocándolas en el suelo por la noche y si hay persianas bajándolas, pues así se crea una pequeña cámara de aire que actúa como aislante.

Tampoco es conveniente regar por la tarde, ni los días que se prevea que va a hacer mucho frío, pues así se evitan en parte los efectos del hielo. En el jardín, y si hay árboles, se puede recurrir a situar las macetas bajo las ramas de una conífera o cualquier otro árbol de denso ramaje, pues aquí, aparte de que la temperatura puede llegar a ser hasta 2 o 3 ºC más alta que al aire libre, los efectos de la escarcha apenas se notan. Si hay árboles jóvenes hay que procurar que sus raíces no se congelen y para ello nada mejor que acolcharlas con un montón de virutas de madera, paja o turba.

Por último, los pequeños maceteros y semilleros pueden introducirse en el interior de una cajonera o taparse con bolsas hechas con plástico amortiguador empleado en embalajes.

¿Hay plantas resistentes al hielo?

Hay otra opción para evitarse trasiegos de macetas o antiestéticos plásticos y es la de utilizar plantas resistentes al frío en aquellas zonas en las que las heladas sean frecuentes.

Entre los árboles y arbustos destacan ejemplares de coníferas, como la Thuja occidentalis variedad “Fastigiata”, de esbelto porte y hojas oscuras, o la variedad “Rheingold” de la misma especie, de color oro viejo y forma cónica. También es interesante Tsuga canadensis “Dwarf Whitetip” de crecimiento lento y bonito follaje. También son buenos los Rhododendron.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comment

You may use these tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>