Cómo hacer un acodo

Publicado el 6 de marzo de 2017

Como hacer un acodo

Entre los diferentes sistemas que existen para obtener nuevas plantas, tenemos el acodo en sus diversas variedades. Su técnica es sencilla y produce excelentes resultados con plantas que, de otra manera, serían difíciles de multiplicar. Tal es el caso de los árboles, arbustos y trepadoras.

¿Qué es el acodo?

Es un sistema de propagación que consiste en hacer enraizar un tallo cuando todavía se encuentra unido a la planta madre. En el momento en que el tallo emita nuevas raíces se separa y se planta independientemente.

¿En qué épocas debe llevarse a cabo?

Durante el período frío para los árboles y arbustos de hoja caduca y en la cálida para aquellos que mantengan la hoja todo el año.

¿Qué tipos de acodos existen?

Tres son los tipos principales: el acodo simple, el acodo aéreo y el acodo por aporcado. Existe otra modalidad denominada acodo en trinchera, que es una variedad del aporcado.

Cómo hacer un acodo simple:

Primero se debe elegir una rama que tenga como máximo 2 años y, al menos, un nudo o yema. Por debajo de ésta se realiza un corte ligera o un retorcimiento brusco, pues con ello se provoca una acumulación de sustancias nutritivas que facilitarán el enraizado. Después, la rama se curva y se introduce en la tierra, sujetándola con un alambre y un tutor. Cuando la rama enraíza se separa de la madre cortando por la parte más próxima a ésta.

Acodo simple

Es el método ideal para árboles y arbustos de hoja perenne, como magnolios o adelfas, con los que da estupendos resultados.

Cómo hacer un acodo aéreo:

En este caso la rama no se dobla, sino que tras producir el corte se introduce una piedrecita o rama en éste y se envuelve con musgo humedecido y plástico.

Acodo aereo

Se lleva a cabo, sobre todo, en Ficus, durante la estación cálida. El enraizado tarda entre dos y tres meses.

Cómo hacer un acodo por aporcado:

Para este tipo de acodo la planta se debe podar bastante durante la época de reposo. Sobre ella se deposita tierra, de manera que los nuevos brotes que surjan puedan emitir también raíces. La planta se cubre nuevamente con tierra y cuando termina la etapa de crecimiento se cortan los brotes lo más bajo posible, pudiendo utilizar la madre para producir brotes sucesivos.

Acodo por aporcado

¿Sólo se reproducen por acodo árboles y arbustos?

En general sí, aunque existen muchas plantas en las que es aplicable esta técnica, como las conocidas cintas (Chlorophytum).

Categorias: Guías y consejos
Tags: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comment

You may use these tags : <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>